CONSIGUE NUESTROS DISPENSADORES DE AGUA CON GARANTÍA INFINITA

Publicado en: Blog, Dispensadores de agua, General | 0

Todos y cada uno de nuestros dispensadores de agua tienen garantía para siempre. Nuestro equipo te lleva gratis el dispensador para que puedas beber cómodamente y al ocuparnos de su mantenimiento, pase lo que pase, retiraremos la máquina y te dejaremos otro nuevo dispensador de agua para que puedas continuar bebiendo. Tan sencillo como imaginas.

Dispensadores de agua con garantía para siempre

En Aquadea estamos comprometidos en ofrecerte un excelente servicio de agua a casa. Para que no te preocupes, ante cualquier problema, siempre tendrás tu máquina de agua embotellada mineral en las mejores condiciones.  Además, la utilidad de nuestros dispensadores es mucho más alta que cualquiera. Su interior es de acero inoxidable, considerado el mejor material alimentario para la conservación de los líquidos que atesora y la inocuidad. Al ser un aparato eléctrico, si algo no funciona como debe ser, sólo tendrás que llamarnos al teléfono y tu repartidor recogerá tu dispensador y lo cambiará por otro para que jamás dejes de disfrutar de beber agua con nuestro gran servicio.

El eje de nuestra sostenibilidad

¿Sabías que cuando bebes en casa o en la oficina con nuestros dispensadores de agua con garantía de por vida, estás bebiendo sosteniblemente y ecológicamente?

Estas botellas disponen de una capacidad de 20 litros y una utilidad de 50 usos. Por lo tanto, en vez de estar generando y tirando envases plásticos cada vez que se utiliza, con nuestras botellas reutilizables y reciclables estás minimizando el plástico que te haría falta para 1.000 litros simplemente por una botella.

También, cuando ya se acaba su ciclo útil, nuestras botellas son recogidas por tu repartidor y devueltas a unos contenedores específicamente especializados para que lleguen a centros de reciclaje donde se crea materia prima con la que construir nuevos productos.

Siempre sostenibles para cuidar el medio ambiente que todos disfrutamos.

Dejar un comentario